Turquía detiene a docenas de profesores y condena a pariente de Gülen por sus vínculos con el movimiento de Gülen


El gobierno turco detuvo el jueves a docenas de personas, en su mayoría profesores, a lo largo y ancho de Turquía como parte de su caza de brujas post golpe contra los supuestos miembros del movimiento de Gülen.

Los equipos de la policía turca detuvieron a 42 profesores de los 53 para los que la Fiscalía General de la República de Elazig dictó órdenes de detención en el marco de una investigación sobre presuntos miembros del movimiento. Las detenciones tuvieron lugar en 23 provincias, entre ellas Elazig, tras las redadas policiales simultáneas.

Según se informa, los detenidos son miembros del personal que trabajaban en colegios y escuelas preparatorias que fueron cerradas tras el fallido golpe de Estado el 15 de julio de 2016 por su supuesta afiliación con el movimiento de Gülen.

Mientras tanto, una pareja fue detenida el jueves en la provincia de Bursa por presuntos vínculos con el movimiento. Ömer G., que fue despedido de su puesto de trabajo estatal por un decreto gubernamental emitido bajo un estado de emergencia permanente, y su esposa, Meryem G., fueron acusados de ayudar a personas cuyos familiares han sido encarcelados por sus presuntos vínculos con el movimiento Gülen. Meryem G. también fue acusada de utilizar la aplicación de mensajería móvil ByLock, alegada por el gobierno como un medio de comunicación entre los miembros del movimiento.

También el jueves, el suboficial Riza Asal, miembro de la brigada de seguridad del comandante de las Fuerzas Navales, el almirante Adnan Özbal, fue detenido por un tribunal de Estambul por sospechas de vínculos con el movimiento Gülen. Las cuentas bancarias del hermano de Asal en el Bank Asya y su empleo en una empresa supuestamente afiliada al movimiento Gülen fueron presentados como prueba de su arresto.

Suheda Gülen
Además, un tribunal de la provincia de Kocaeli condenó a ses meses de cárcel a Süheda Gülen, la hija de un primo de Fethullah Gülen que lleva siete años en prisión, debido a su parentesco con Gülen. Sin embargo, el 4º Tribunal Superior Penal de Kocaeli anunció que sentenció a Süheda Gülen -acusada de establecer y dirigir una organización terrorista- por pertenecer a una organización terrorista armada. El tribunal también ha fallado sobre la continuación de su encarcelamiento.

El fiscal ha demostrado su alojamiento en dormitorios estudiantiles durante sus años universitarios como prueba de las acusaciones presentadas contra ella. Süheda Gülen está encarcelada desde el 24 de julio de 2016.

Un total de 62.895 personas fueron detenidas en 2017 como parte de las investigaciones del movimiento, según informes del Ministerio del Interior.
El ministro del Interior turco, Süleyman Soylu, dijo el 5 de enero que 48.305 personas fueron encarceladas en 2017 por el movimiento Gülen.

Soylu dijo el 12 de diciembre que 55,665 personas han sido encarceladas y 234,419 pasaportes han sido revocados como parte de las investigaciones del movimiento desde el fallido golpe.

El 16 de noviembre Soylu había dicho ocho grupos de empresas y 1.020 empresas fueron confiscadas como parte de las operaciones contra el movimiento.

El Ministerio de Justicia anunció el 13 de julio que 169.013 personas han sido procesadas por cargos de golpismo desde el fracaso del golpe.

Turquía ha suspendido o despedido a más de 150.000 jueces, maestros, policías y otros funcionarios públicos desde el 15 de julio de 2016 mediante decretos gubernamentales emitidos como parte de un estado de emergencia declarado tras el intento de golpe.