Profesora turca acusada de “enaltecer el terrorismo” empezará a cumplir su sentencia con su bebé


Ayşe Çelik, una profesora turca condenada a un año y tres meses de prisión por presuntamente “enaltecer el terrorismo y a una organización terrorista” en 2016, comenzará su condena el viernes con su bebé de seis meses.

A menos que el Tribunal Constitucional turco se pronuncie sobre la apelación formal de Çelik antes del viernes, Çelik se unirá a los cientos de mujeres que cumplen penas de prisión con sus bebés, según informa Artı Gerçek.

Çelik fue sentenciada a un año y tres meses en abril de 2017; sin embargo, su sentencia se pospuso hasta el 20 de abril de 2018 debido a que estaba embarazada. Çelik, que dio a luz a una niña poco después, solicitó al Tribunal Constitucional que revocara el fallo.

El abogado de Çelik, Mahsuni Karaman, dijo que el Tribunal Constitucional aún no se ha pronunciado sobre su apelación y que, si no lo hacen para el viernes, Çelik se verá obligada a comenzar a cumplir su condena junto con su hija.

Çelik había dicho en un programa de televisión en Kanal D dirigido por el famoso presentador Beyazit Öztürk que “¿Está usted al tanto de lo que está pasando en el este del país? Lo que está pasando aquí está mal representado en la televisión. ¡No se quede callado! Por favor, ¡muestren más sensibilidad como seres humanos! ¡Mírenos, escúchenos y échenos una mano! Me gustaría dirigirme a los profesores que han abandonado a sus alumnos. ¿Cómo van a volver allí? ¿Cómo van a mirar a los ojos de esos niños inocentes? ¡Qué lástima! ¡No dejen que la gente muera! ¡No dejen que los niños mueran! ¡No dejen que las madres lloren!

La Fiscalía General de la República inició una investigación sobre Çelik después del programa por “enaltecer el terrorismo y a una organización terrorista” y la Fiscalía General de la República de Bakirkoy (Estambul) inició una investigación separada sobre Öztürk y Çelik por cargos similares.

Según el ministerio de Justicia turco, hay 669 niños en las cárceles turcas, el 64 por ciento de ellos menores de tres años. El Gobierno turco ha detenido a más de 17.000 mujeres desde un controvertido intento de golpe de Estado el 15 de julio de 2016. Las mujeres que han sido encarceladas durante la represión sin precedentes han sido sometidas a tortura y malos tratos en centros de detención y prisiones como parte de la campaña sistemática del Gobierno de intimidación y persecución de críticos y opositores.

Según un reciente informe elaborado por la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos sobre los efectos del estado de emergencia en los derechos humanos en Turquía el Alto Comisionado documentó la aparición de una tendencia de detención de mujeres justo antes, durante o inmediatamente después del parto. En casi todos los casos, las mujeres fueron detenidas como cómplices de sus maridos, que eran los principales sospechosos del Gobierno por su conexión con organizaciones terroristas, sin pruebas específicas que apoyaran los cargos contra ellas.